Conecta con nosotros

Salud y Bienestar

El ejercicio físico no solo es bueno para tu cuerpo, también para tu mente: Estudio

Published

on

Los beneficios del ejercicio son ampliamente conocidos: te ayuda a vivir más tiempo y reduce el riesgo de enfermedades cardíacas, derrames cerebrales y diabetes. Un nuevo estudio publicado el miércoles en la revista The Lancet Psychiatry sugiere que, cuando se realiza con moderación, también ayuda a tener una mejor salud mental.

Los investigadores analizaron las respuestas de 1,2 millones de adultos en Estados Unidos en encuestas de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés) de 2011, 2013 y 2015. La cantidad promedio de días de mala salud mental por persona en el último mes fue de alrededor de 3,4, dice el estudio.

Aquellos que informaron que ejercitaban tenían aproximadamente 1,5, o 43%, menos días de “mala salud mental, según informaron ellos mismos” en el último mes en comparación con los que no hicieron ejercicio. La mala salud mental en el estudio es clasificada como estrés, depresión y problemas emocionales.

“Cuando un paciente se ejercita con éxito en la dosis correcta, hay una sensación de autoeficacia y confianza que es absolutamente una cosa notablemente positiva”, dijo el doctor Madhukar Trivedi, director del Centro de Investigación de la Depresión y Atención Clínica en el Peter O’Donnell Jr. Brain Institute en UT Southwestern Medical Center en Dallas. No participó en el estudio, pero publicó recientemente un artículo en JAMA Psychiatry que vincula la aptitud física para la mediana edad con un menor riesgo de depresión.

El ejercicio físico mejora la salud mental de las personas

“Incluso caminar solo tres veces a la semana parece brindar a la gente una mejor salud mental que no ejercitarse en absoluto. Creo que desde una perspectiva de salud pública, es bastante importante porque muestra que podemos tener el potencial de tener un impacto bastante grande en la salud mental para mucha gente”, dijo Adam Chekroud, autor del estudio y profesor asistente de Psiquiatría en la Universidad de Yale.

Se descubrió que el punto ideal para hacer ejercicio son las sesiones de 45 minutos de tres a cinco veces por semana. No hubo una gran diferencia en los beneficios por ejercitarse más de 90 minutos en una sesión, hasta que uno alcanzó la marca de las tres horas. Después de eso, parecía haber una peor salud mental asociada con esas personas en comparación con otras que no ejercitaban en absoluto.

Aunque todas las formas de ejercicio dieron como resultado una mejor salud mental en comparación con no hacer nada, la asociación más fuerte se encontró en personas que practicaban deportes de equipo populares (una carga de salud mental 22% menor), ciclismo (22%) y otras actividades aeróbicas y de gimnasio (20%). Incluso la finalización de las tareas domésticas provocó un descenso del 10% en los días de mala salud mental en un mes, hallaron los investigadores.

Eso sí, “el ejercicio en entornos grupales podría tener un beneficio ligeramente mayor que el ejercicio solo”, dijo Trivedi.

Tras evaluar otros factores, los autores dijeron que la mejora que se observó con el ejercicio fue más de lo que se podía ver con cualquier otro factor social o demográfico modificable, como la educación, el índice de masa corporal o los ingresos familiares.

“En el estudio actual, vemos la inclusión de actividades tales como cuidado de niños, tareas domésticas, corte de césped, carpintería, pesca y yoga como formas de ejercicio”, escribió el doctor Gary Cooney, psiquiatra del Hospital Real Gartnavel en el Reino Unido, en un comentario publicado con el artículo. “El estudio… en su enfoque global, podría considerarse un estudio de actividad física en lugar de ejercicio”.

Aunque el estudio supuestamente es el más grande de su tamaño, y “en una escala sin precedentes”, tiene algunas limitaciones, dijo Cooney. Los trastornos de la salud mental no son un monolito y existen factores discretos que intervienen en la investigación y los objetivos clínicos de diversas afecciones, como la demencia, el uso indebido de sustancias o el trastorno de la personalidad, dijo.

El psiquiatra llamó la atención entre las diferencias entre enfermedades mentales y que los datos se basaban en encuestas, es decir, respuestas de las propias personas, que pueden estar contaminadas. “En el futuro podemos comenzar a trabajar en diferentes categorías de enfermedades y tal vez veamos un patrón diferente”, señaló.

“Las personas y los pacientes deben estar bien informados y convertirse en consumidores informados y preguntar a sus médicos si este es un tratamiento válido para ellos o no”, dijo Trivedi. “Y si el médico dice que sí, entonces intentas encontrar un plan para asegurarte de que sea igual a cualquier otro tratamiento”.

Fuente: CNN

Escribe tu comentario

Comentarios

Continuar Leyendo
Publicidad

Salud y Bienestar

El exceso de peso en las mochilas sí daña la salud de los niños

Published

on

El peso de las mochilas de útiles escolares no debe exceder el 10 por ciento del peso de los niños para evitar riesgos de lesiones, advirtieron especialistas del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) con motivo del inicio del ciclo escolar el próximo lunes.

Exhortaron a los padres de familia a vigilar que la “carga” en mochilas no exceda esos kilogramos, y que ésta sea confortable y de preferencia tenga ruedas para trasladarla.
Afirmaron que, a largo plazo, un peso excesivo puede ocasionar problemas en la salud como deformaciones en la columna, malas posturas al caminar y otros trastornos del sistema músculo esquelético.

El jefe de Ortopedia del Hospital General Regional No.1 “Morelos”, en el estado de Chihuahua, Adrián Rodríguez, explicó que si por ejemplo el niño pesa 30 kilogramos, su mochila no deberá sobrepasar los tres kilogramos.

Recomendó que las mochilas tengan correas anchas y acojinadas, proporcionales a la talla de los pequeños, para que no les queden holgadas, de forma que, al ajustarse a su espalda, queden cinco centímetros arriba de la cintura.

También, sugirió que la carguen con las dos correas para distribuir el peso en ambos hombros, así como evitar que transporten artículos innecesarios.

Los daños pueden aparecer años después, haciéndolo propenso a lesiones en la columna, cadera o rodillas, que, si no se detectan o tratan a tiempo, pueden tener consecuencias irreversibles.

Recalcó que es muy importante cuidar las condiciones en las que el escolar carga sus materiales, ya que, dijo, es común que para compensar el equilibrio con relación al peso de la mochila, el infante se encorve hacia adelante al momento de caminar, situación que puede ocasionar mayor contractura.
El especialista del IMSS recomendó que los menores de edad sean sometidos a valoración periódica.

Escribe tu comentario

Comentarios

Continuar Leyendo

Salud y Bienestar

Hallan pesticida cancerígeno en cereales para niños

Published

on

By

Decenas de marcas conocidas de cereales contienen un tipo de pesticida que está considerado cancerígeno, denunció el Grupo de Trabajo Ambiental (EGW, en sus siglas inglés) en un estudio publicado hoy.

Esta organización ecologista analizó 45 productos hechos de avena y determino que todos menos dos tenían rastros de glifosato, un herbicida que puede causar cáncer en animales y “probablemente” en humanos, de acuerdo a la Agencia Internacional para la Investigación del Cáncer.

De esos, 31 tenían niveles por encima de lo que los científicos de EWG consideran seguros para los menores, que es de 0.01 miligramos por día.

Entre los productos que tenían rastros de glifosato se encuentran las marcas Cheerios, Quaker Old Fashioned Oats, Quaker Dinosaur Egg Instant Oats y Back to Nature Classic Granola, informó el canal de televisión CBS News, en base a los resultados del informe.

En un comunicado, el presidente de EWG, Ken Cook, lamentó el hallazgo:

“Crecí comiendo Cheerios y Quaker Oats mucho antes de que estuvieran contaminados con glifosato. Nadie quiere comer un herbicida para el desayuno, y nadie debería tener que hacerlo”, señaló.

El 10 de agosto, un jurado de California condenó a la multinacional Monsanto a indemnizar con 289 millones de dólares a un hombre que aseguraba que el cáncer terminal que padecía se debe a su exposición a un producto con glifosato.

Monsanto ha defendido el producto y ha afirmado que el glifosato “es seguro para el uso humano”.

Tras el fallo, uno de los vicepresidentes de Monsanto, Scott Partridge, anunció que apelarán la decisión judicial y dijo que “más de 800 estudios y revisiones -y conclusiones de la Agencia de Protección Ambiental de Estados Unidos, el Instituto Nacional de Salud de Estados Unidos y autoridades regulatorias en todo el mundo- apoyan el hecho de que el glifosato no causa cáncer”.

El glifosato ha generado una gran controversia en todo el mundo por los presuntos efectos perjudiciales tanto para la salud de las personas como para las tierras rociadas con productos que lo contienen.

Escribe tu comentario

Comentarios

Continuar Leyendo

Salud y Bienestar

¿Por qué te duele la cabeza al comer azúcar?

Published

on

By

¿Te ha pasado que después de disfrutar de ese helado doble de chocolate terminas con un terrible dolor de cabeza? Este mal tras comer azúcar es experimentado por algunas personas y, aunque parezca una dolencia pasajera que se puede calmar con una aspirina, es importante no ignorarla, pues detrás de ella podría estar algún padecimiento.

Si alguna vez te has preguntado por qué te duele la cabeza al comer azúcar, ¡ha llegado el momento de despejar tus dudas!

Dieta baja en calorías
Cuando una persona sigue un dieta muy restrictiva y baja en calorías, pero de repente consume alimentos con altas dosis de azúcar puede sufrir de dolor de cabeza. ¿La razón?
Todo lo dulce está compuesto por carbohidratos o azúcares simples que pueden provocar picos glucémicos, es decir que se disparen los niveles de glucosa en la sangre.
Y como el azúcar se absorbe fácil y llega rápidamente hacia la sangre, provoca presión en las arterias, dificultando la circulación sanguínea y el paso de oxígeno al cerebro.

Hiperglucemia
De acuerdo con especialistas de Mayo Clinic, la hiperglucemia es el nivel alto de azúcar en la sangre que afecta a las personas con diabetes. Y uno de los síntomas es el dolor de cabeza. En este caso, cuando la persona con diabetes rebasa su dosis de azúcar, puede experimentar cefalea.

Diabetes tipo 2
La diabetes tipo 2 se da cuando el páncreas no produce la insulina necesaria para regular los niveles de glucosa en la sangre. Una de las señales de alerta de esta enfermedad es el dolor de cabeza y los mareos después de comer azúcar.
Si has notado que al comer azúcar sientes dolor de cabeza, no dudes en acudir con tu médico lo antes posible para que te cheque y determine la causa. Cuida tu dieta, reduce tu consumo de azúcar y lleva un estilo de vida saludable. Tu bienestar está en tus manos.

Agencias

Escribe tu comentario

Comentarios

Continuar Leyendo
Publicidad

Facebook

Publicidad
Publicidad

Lo más compartido

Lo más visto